Website Builder Free Web Templates Website Templates Web Design

Placa de cultivo de fibra de coco

placa de cultivo

La placa de cultivo de fibra de coco está fabricada a base de fibra de coco 100% natural, reciclable y no genera residuos. Entre algunas de las ventajas que nos aporta el sistema Hidropónico Cocopeat estarían: mejor calidad y mayor producción de frutos, lo que inclica una mayor rentabilidad. La mezcla 60/40 está especialmente indicada para aquellos cultivos en los que es necesaria una excelente relación agua/aire para mejorar el sistema radicular de las plantas. Ésta mezcla nos garantiza una perfecta rehidratación y mejora el transito hidríco en el interior del saco, característica que diferencia el coco de otros sustratos utilizados en cultivo hidropónico.

Las placas de cultivo se utilizan para una gran variedad de cultivos tales como: vegetales (tomate, pimiento, pepino, fresón, melón, sandía, berenjena…), florales (gerberas, rosas…), berries (fresa, fresón, frambuesa…) y viveros de frutales (cítricos, olivos…).

Esta composición es ideal para climas cálidos con elevados periodos de radiación solar. Su gran capacidad de retención de agua, permite evitar stress hídrico de falta de agua en condiciones cálidas; se aconseja con aguas salinas pocos ciclos de irrigación pero de mayor duración para facilitar el lavado de las sales.

PROPIEDADES FISICAS Y QUIMICAS

Conductividad Eléctrica, E.C.: < 7 mS/cm (método pasta saturada).

pH: 5,5 – 6,5 (método pasta saturada).

Embalaje: Blanco/Negro o Negro/Negro. Tratado UV.

Otras posibilidades: agujeros de plantación, drenaje…

Todos los productos se pueden servir sin la bolsa plástico.

RECOMENDACIONES PARA UNA OPTIMA EXPANSIÓN

La fibra de coco es un producto totalmente natural y por tanto puede sufrir ligeras variaciones en cuanto a su expansión.

• Colocar la placa en la superficie o lugar donde se va a cultivar. Centrar la placa de cultivo dentro de la bolsa para permitir una expansión por igual en los extremos de la bolsa.

• Para hidratar las placas, pinchar los goteros en la parte superior de la placa de cultivo. Aplicar agua a intervalos cortos (10´ minutos), de esta forma el coco se hidratara lentamente y alcanzará su máximo volumen de expansión. La cantidad de agua requerida por placa representa aproximadamente un 75% del volumen final de la misma. En 24 horas se alcanzará el volumen final de expansión.

• Después de la expansión, es necesario realizar cortes en la parte inferior de la placa para el drenaje. El número de los mismos dependerá de la pendiente sobre la cual está situada la placa. Normalmente 3 cortes por cada lado de la placa son suficientes.

• Chequear la conductividad eléctrica del agua de drenaje. Lavar las placas de cultivo para disminuir su conductividad eléctrica a valores de drenaje inferiores a 1 mS/cm por encima de la conductividad del agua de riego, previo a la saturación con solución nutritiva.

• Saturar el sustrato con la solución nutritiva previo al trasplante durante 24 horas.

• Se recomienda por las características del sustrato, iniciar el cultivo con soluciones nutritivas enriquecidas en nitrógeno y fosforo (establecimiento flora microbiana) así como un equilibrio rico en calcio-magnesio y algo más bajo en potasio (ajuste de las posiciones de intercambio catiónico).

• Durante el cultivo se debe de realizar un control de la CE, realizando niveles adecuados de drenaje para evitar la acumulación de sales en el sustrato.

Ver precios de fibra de coco